Nueva terapia ofrece oportunidad de vida a pacientes con cáncer metastásico

 Por: Jose Mairena Morera / CCSS /

La Caja autorizó nuevo medicamento para las mujeres que tienen cáncer de mama en fase de metástasis.

La Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) anuncia que las pacientes con cáncer de mama metastásico podrán recibir un nuevo fármaco que promete reducir la velocidad del cáncer y mejorar la expectativa de vida en pacientes en un tipo de cáncer frecuente que afecta principalmente a mujeres después de la menopausia.

Cuando se habla de cáncer de mama metastásico se refiere a una enfermedad avanzado, que ha invadido otros órganos y que, frente al avance progresivo, el objetivo es lograr calidad y extensión de años de vida lo más amplia posible.

El medicamento es un inhibidor de ciclinas que se usa combinado con la terapia hormonal que ya tiene la Caja disponible. En una explicación simplificada, un tratamiento hormonal significa que el fármaco impide que los tejidos grasos de la paciente se transformen otras hormonas en estrógeno, lo cual es clave porque el estrógeno estimula este tipo de cáncer como gasolina para crecer.

Según el “Comité central de farmacoterapia” los estudios internacionales han demostrado que el medicamento actúa sobre el ciclo de la vida de las células, frenando la división y proliferación de las células tumorales en cualquier parte del cuerpo.

Actualmente hay 120 personas en el país susceptibles de tratar con este fármaco, cuyos estudios reportan una mejoría estadística significativa en la sobrevida en comparación con otros usados hasta ahora y que, una vez analizado el costo para la implementación en el sistema de salud, logró determinarse que podría hacerse con sostenibilidad financiera.

En los últimos cinco años la Institución ha destinado 81,5 millones de dólares para adquirir los medicamentos requeridos para el tratamiento del cáncer de mama. La inversión en el 2017 fue de 11 millones 355 mil dólares y asciende a 19 millones 448 mil dólares en lo que llevamos del 2021. Este año se documentan 7 mil pacientes en curso de algún tipo de tratamiento de cáncer de mama.

El cáncer de mama en Costa Rica es el de mayor incidencia en las mujeres, excluyendo el cáncer de piel.  En esa estadística 29 de cada cien mujeres con cáncer tienen cáncer de mama y 15 de cada cien mujeres que fallecen por cáncer lo hacen por cáncer de mama.

La coordinadora del Comité Central de Farmacoterapia Dra. Marjorie Obando Elizondo resaltó como un detalle positivo en el día internacional de lucha contra el cáncer de mama que la sobrevida en Costa Rica ha aumentado con el paso de los años, lo que demuestra la efectividad de las diversas estrategias de detección temprana y manejo integral, desde su diagnóstico hasta el tratamiento que se apoya en la CCSS.

En el último reporte internacional Costa Rica figura con una sobrevida del 87%, tercer lugar del mundo, solo por debajo de Israel con 88% y de Estados Unidos con 90%.  Esta posición significa que, de tener cáncer de mama, estar en Costa Rica le da una de las mayores posibilidades de sobrevivencia del mundo.

Este gran éxito en sobrevida es el resultado del compromiso de las mujeres con su salud y de la institución para trabajar juntos en las diversas estrategias de detección temprana y manejo integral, desde su diagnóstico hasta el tratamiento que se apoya en la CCSS.

Como estrategia de detección temprana la Caja llama a las mujeres mayores de 45 años y menores de 70 años para que se realicen una mamografía cada dos años cuando no tienen síntomas. Esto quiere decir que se hagan el examen cuando la lesión no puede tocarse, verse o sentirse para poder hacer la detección cuando la lesión es pequeña, puesto que cuanto más pequeña sea más fácil de tratar será y tendrá menos complicaciones.

En Costa Rica siete de cada diez diagnósticos de cáncer de mama se hacen en ese rango de edad. Antes de los 45 y después de los 70 años las mujeres pueden acudir a los servicios de salud ante cualquier variación de forma, tamaño o cambio irregular o desconocido en la función de las mamas para que sean remitidas a control.

También se puede comentar al médico del ebáis si la persona tiene antecedentes de cáncer de mama en la familia para que estimen la conveniencia de hacer vigilancia activa con mamografía antes de la fecha recomendada de los 45 años.

Para la doctora Obando es importante manifestar que, desde antes del año 2006, la lista oficial de medicamentos ha incluido medicamentos eficaces y seguros para el tratamiento de cáncer de mama, incluyendo diferentes opciones de quimioterapia así  como distintas  opciones hormonales, las cuales han demostrado ser verdaderas innovaciones terapéuticas, según la medicina basada en la evidencia,  al demostrar cambiar el pronóstico de la enfermedad en cuanto al tiempo de sobrevida global y calidad de vida.

La introducción de medicamentos en cáncer de mama ha sido constante en el tiempo. Algunos de los más significativos son los siguientes:

  • 2007 se incluye en la lista oficial de medicamentos el trastuzumab. Más adelante en diferentes momentos se aprueba el uso del exemestano y el fulvestran.
  • 2017 se autoriza el uso del medicamento pertuzumab.
  • 2019 se introduce el trastuzumab emtansine
  • 2021 se introducen los inhibidores de ciclinas.(son una nueva vía terapéutica hormonal que reduce la progresión de la enfermedad mediante la inhibición del ciclo celular, es decir, de la activación o control de la proliferación de las células.)